Abu Yazid al-Bistami: Vida y Enseñanzas (2)

abu1

NAFS (el ego)

Según el sufismo clásico el ego es el asiento del mal (Satán). Los atributos del ego son tales que siempre conduce al engaño y a la decepción. Confunde al hombre con los señuelos de lo transitorio y así le distrae con respecto a la verdad eterna. Abu Yazid sostuvo básicamente la misma opinión; el ego, según él, es impuro y por tanto la raíz de todos los males. De hecho, lo consideraba más impuro que la menstruación de la mujer. Él solía describir a su propio ego de la siguiente manera:

¡Oh refugio del mal! Cuando la mujer menstrúa, ella se purifica después de tres días, o a los sumo diez. Pero tú, ego mío, tú llevas aquí asentado entre veinte y treinta años, y aún no has sido purificado. ¿Cuándo serás purificado? Mantenerse de pie frente al Puro (Allah/Dios) requiere de uno mismo la pureza.

En otra ocasión, de nuevo comparando al ego con la menstruación, dijo: “Las mujeres están en mejor condición que nosotros. Ellas se vuelven puras una vez al mes, a lo sumo dos, mediante el baño ritual. Pero nosotros nunca podemos optar a la pureza excepto una vez”, en referencia al baño (lavado) ritual del cadáver de los musulmanes antes de ser enterrados.

En el pensamiento de Abu Yazid el ego presenta unas grandes implicaciones. Por “ego” él no solo se refiere a las pasiones y los apegos relativos a este mundo, sino también a todo deseo, e incluso la mera consciencia, con respecto a lo que no es Hwa (Él). Este punto quedará aclarado cuando discutamos la visión de Abu Yazid referente al adiestramiento del “yo”.

EL EGO Y EL CORAZÓN

Si el ego es el ámbito del mal, el corazón (qalb) es considerado por los sufís como el órgano-receptáculo de la divina presencia y del conocimiento trascendente. De hecho, el corazón es en verdad la residencia misma de Dios. A causa de sus naturalezas opuestas, la debilidad de uno redunda en la fortaleza del otro, y viceversa. En alusión es ello Abu Yazid dijo: “la contracción (qabd) del corazón es la expansión (bast) del ego, y la expansión del corazón es la contracción del ‘yo’ ”.

ÍNDICE

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s