-xxxvi- Que Salma me mate

irán

-xxxvi- Que Salma me mate

Que Salma me mate al deseo

Y me arrebate en Su visión,

Para que no la vea sino a Ella

Donde quiera que Sus blasones y estandartes

Se muestren.

 

Tras el olvido de lo que fuimos

Hemos vuelto para erigir los faros del recuerdo,

Y que sus luces remonten

Desde las más oscuras simas de la distancia

Hasta elevarse más allá de los últimos acantilados

Del mar inmenso de la realidad última.

 

Por Ella sucumbimos, y en Ella

Volvimos a la vida;

Los desgarros de amor pusieron en evidencia

Sus frondosas rosaledas,

Tras lo cual los suspiros se agotaron,

Se secaron las lágrimas

Y los lamentos se fueron apagando

Como en un evanescente eco lejano.

 

Cuando Ella se ofreció

En los dulzores de Sus efluvios,

Enajenado sin remedio me volví,

Y ahora paseo mi locura

Por los jardines de sus profusas luces.

 

Donde quiera que mi pie pise,

Los enjambres de la pasión se levantan

Inundándolo todo de un frescor

Hasta entones inaudito;

Donde quiera que se pose mi mirada,

Los luceros se encienden;

Hasta donde quiera que sea

Que mi oído alcance, es la brisa de Su cálido aliento

Lo que oigo y lo que me mece.

 

En toda circunstancia estoy con Ella,

Tras haber pagado en prenda el precio

Que sus caricias exigen;

Y Ella es muy celosa, no permitiendo a sus amantes

La menor de las distracciones,

Así que por tenerla por siempre me di muerte

Para que ya nada fuera por fin, finalmente,

Lo que nos separara.

portada-vis-nueva

DEDICATORIA E ÍNDICE

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s