El dulzor de tu recuerdo

El dulzor de tu recuerdo suavizó mis aristas

Y ahora como una frágil pluma mecida

Por los cálidos vientos de la predestinación soy.

De tus efluvios bebo, de tus aromas me alimento,

En la indeleble huella que en mi dejaste

Erijo la morada de nuestro eterno amor,

Mientras encaro ya las postreras estribaciones

Sobre la cima de la visión última

Hacia la que me encumbró tu benevolencia.

Aquello con lo que me has privilegiado

Por encima de todos los que te buscan,

Aún sin saber que es a  ti

A quien sus anhelos apuntan,

Hubiera matado a muchos, pero a mi logró alzarme

Hasta situarme en la intimidad sagrada

De tus más sublimes recintos.

Yo te exalto y te venero, como mejor corresponde

A tu singular presencia, y en tu noble seno me postro

En espera del abrazo definitivo,

Cuando los ropajes de la enfermedad, de la decrepitud

Y de la muerte, finalmente, se desprendan.

bella m1.jpg

DEDICADO A LAS HIJAS DE LA MUJER PRIMIGENIA

ANTE ELLAS, RENDIDOS, NOS POSTRAMOS

Comentarios

One comment on “El dulzor de tu recuerdo”
  1. Señor fiscal del odio, sus muchachos de la policía del pensamiento único pierden el tiempo monitoreando este blog. Sí, somos musulmanes, y no nos creemos el cuento del holocausto judío, no hubo cámaras de gas, eso lo sabe cualquiera que investigue seriamente. Eso es todo, aquí lo único que hacemos es cantarle al amor, a la belleza y a la verdad.

    ¡Viva er Beti manquepierda!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s