El cuerpo nacido antes que nuestros padres – Un poema de Eihei Dogen (5)

El cuerpo nacido antes que nuestros padres – Eihei Dogen (5)
Adaptado al español – despojosdeoccidente.org

Finalmente llego a mi hogar,

Oculto en las profundidades

Que a mi consciencia se abren.

El verdadero hogar donde antes

Solía vivir.

Comentario:

Antes de nacer nuestros padres ya éramos, ya hollábamos la vastedad de las planicies de nuestra verdadera esencia soterrada ahora bajo los aparatajes que los engranajes de los egos impostores nos muestran.

Antes de nacer nuestros padres ya éramos, ya surcábamos el océano de la presencia única, bañados bajo los resplandecientes soles de Layla, en cuya bendecida presencia las tumultuosas aguas se calman, deviniendo en un remanso de paz y dicha perpetuas.

Antes de nacer nuestros padres ya éramos y nos engalanábamos de luces, revestidos con un radiante manto de luceros que de la fuente de los resplandores eternos despuntan.

Antes de nacer nuestros padres ya éramos, ya morábamos el ámbito no nacido y no muerto, sin fin ni principio, de nuestra realidad interna más allá de esta fantasmagórica apariencia.

Antes de nacer nuestros padres ya éramos, ya éramos uno con la fuente de las luces primigenias; al igual que ahora, pues gracias a que se abrió el ojo de la visión todo brilla por lo que es, luz sobre luz, y no por las sombrías sombras que proyectan.

bella luz2.jpg

Todo el mérito le corresponde a Layla, en Ella estamos muertos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s