Sólo sí es sí; lo demás es violación.

20minutos.es – 12 noviembre 2019

Sólo sí es sí; lo demás es violación.

Estamos ante violencia de género, estamos ante una violencia contra las mujeres por el mero hecho de ser mujeres. Empezar a llamar a las cosas por su nombre permite dimensionar el fenómeno, pensar, desarrollar políticas públicas y leyes que incorporen este enfoque: nos matan porque somos mujeres. Nos violan porque somos mujeres, y nos violan hombres.

***

COMENTANDO ESTE DESPOJO:

Vamos a decir cosas en este escrito que ni siquiera los energúmenos de VOX, el partido creado por la casta parasitaria judaizante para encauzar el descontento de los conservadores y que no se abstengan de votar, son capaces de decir. Vamos a decir cosas ciertamente escandalosas no aptas para las masas amodorradas en los convencionalismos culturales e ideológicos de la modernidad; mejor que no lean más si son creyentes en la ideología de género y los feminismos.

Y lo vamos a hacer porque ejercemos el verdadero periodismo libre, no sujeto a tener que rendirle cuentas a nadie a cambio de un sueldo de miseria. En occidente no existe el periodismo, todo es propaganda y amarillismo sensacionalista. Para nosotros, en cambio, esto que hacemos responde a un imperativo moral, que además nos sirve de un muy divertido pasatiempo.

Qué imbéciles son las autoras de este artículo de “20minutos.es” que estamos comentando; si los hombres os matan porque sois mujeres, tal y como afirmáis, ¿cómo es que aún hay mujeres en el mundo? Si realmente el hombre mata a la mujer por ser mujer, y no por otras causas, las mujeres ya se habrían extinguido del planeta tierra. Los hombres matan a las mujeres por la misma razón que las mujeres matan a las mujeres, y a los hombres, por haber abandonado a Dios y haberse alejado de la vía revelada, siendo el Islam su update final. Esta es la razón por la que la mayor tasa de asesinatos y violencia está radicada precisamente en el incivilizado occidente.

Y en cuanto a las violaciones, es evidente que los hombres violan y abusan de las mujeres porque son las mujeres las que tienen vagina; eso es obvio. La penetración de melones no se considera todavía violación, aunque al actual ritmo del deterioro humano seguro que pronto surgirán grupos ambientalistas-activistas clamando por la abolición de tal ancestral práctica sexual con los melones, arguyendo que dicha hortaliza no merece ese humillante trato pues sus sentimientos son tan humanos como los de los mismos seres humanos.

Para nosotros los violadores y abusadores sexuales deben ser condenados a muerte por fusilamiento. Ese nos parece un justo castigo para todo aquel degenerado que abuse sexualmente de una mujer, aún en el caso de que ella, bajo los efectos de una borrachera, haya aceptado libremente tener sexo con unos fulanos.

Las feministas, en su paranoia menopáusica esquizofrénica anti-heteropatriarcal, quizás pretendan argüir que antes de la democrática liberación de la mujer los hombres no las mataban tanto, y que por eso han podido sobrevivir como sexo femenino, ya que durante los milenios previos a la llegada del azote democrático la mujer andaba en cosas propias de mujeres, o sea: casarse con un buen hombre, tener hijos, fregar, cocinar, practicar la virtud, etc, es decir que estaban esclavizadas por los hombres –según la cosmovisión hembrista de la modernidad-, por lo que no tenía sentido matarlas. Sin embargo, ahora que la mujer ha sido “liberada”, ¿acaso hay hombres a los que les importe que las mujeres se busquen las habichuelas, que trabajen? No, al contrario, lo ven bien porque así ellas también ayudan a la economía del hogar. Y ¿acaso hay hombres a los que les importe que la mujer no propicie su maternidad frente al disfrute de la vida y a la promoción laboral? No, al contrario, los hombres tampoco quieren ser padres pues, al igual que sus contrapartes femeninas, consideran la paternidad-maternidad un obstáculo vital indeseable, una impedimenta al disfrute mundano, una cortapisa inhabilitante para poder vivir la vida apasionadamente. Y ¿acaso hay hombres hoy en día a los que les importe que la mujer haya perdido el sentido del honor y del pudor? No, al contrario, los hombres de hoy están encantados con que la mujer se haya degradado a sí misma a tal extremo que piensa que la práctica del sexo descohibido es sinónimo de libertad, de felicidad y de empoderamiento. Así, echar un buen “polvo” resulta de lo más fácil, y los hombres, en general, están encantados con la falta de pudor y vergüenza de la mujer moderna.

Así pues, los hombres y las mujeres matan, no movidos por el “sexo” de sus víctimas, sino por el desquiciamiento propiciado por su alejamiento de la vía revelada, esto es, de la práctica de la virtud y de los nobles valores tradicionales conforme Dios manda y el Islam, la actualización final de la vía revelada, codifica en la Sharía.

La mejor prueba de la veracidad de nuestros argumentos es que es precisamente en el incivilizado occidente (donde dios y el hombre han muerto) donde prolifera la violencia gratuita desmadrada y la cosificación de la mujer, rebajada a la altura de un mero objeto para el disfrute por los publicistas vendedores de cualquier cosa, por Hollywood, por la industria de la música degenerada, por las pasarelas de moda, etc. Solo hay que echar un vistazo por las calles de cualquier ciudad occidental para ver el espanto de aquello en lo que ha devenido el ser humano tras décadas de azote democrático; las marquesinas publicitarias, la banda sonora callejera, la violencia por doquier, la fealdad, la poca vergüenza, la falta de respeto a los mayores, la forma de vestir, la forma de hablar, la decadente cultura anti-tradicional, y por consiguiente anti-humana, que ha medrado al cobijo de la modernidad y de los ideólogos expertos en felicidad mundana… todo eso nos indica que occidente ha sido destruido, y de ahí tanta violencia, tanta mala leche, tanto vicio, tanta homosexualidad, tanta frustración existencial, tantos suicidios, tanta droga, tantos asesinatos, tantos delitos… y en definitiva, tanta democracia.

Mientras se consuma la auto-aniquilación de occidente, en España las elites políticas al servicio de la perpetuación del actual estado de ruina moral y espiritual de la sociedad siguen a lo suyo, a seguir dando vueltas de tuercas para acabar de exprimir los últimos restos de humanidad que aún puedan ir perdurando en las gentes de bien. Nos dicen los líderes de la nación, democráticamente electos por el contubernio judeo-masónico a intramuros, que el terrorismo machista se combate mediante la introducción de la “perspectiva de género” en el cuerpo legislativo y en el sistema judicial, es decir: que la mujer ha de ser creída siempre. Actualmente eso ya ocurre, pues basta la palabra de una mujer para que el hombre sea detenido y llevado inmediatamente a la comisaría para tomarle declaración e iniciar los trámites de la denuncia por unos supuestos malos tratos o violación. Si la denuncia se realiza el viernes (algo común, para que así sufra más) entonces el hombre tiene que pasar todo el fin de semana en el calabozo, porque hasta el lunes ya no abren los juzgados.

calabozo1

Si una mujer, cualquier mujer, va a la policía un viernes y dice que le has pegado/maltratado, con el solo valor de su palabra, ahí pasarás el fin de semana.

Introducir el “enfoque de género” en la ley y en el sistema judicial, evidentemente, sólo va a implicar un aumento de las muertes, violaciones y maltrato hacia las mujeres; pues de eso se trata… de desquiciar y desnaturalizar las relaciones hombre-mujer para que no se entiendan y recelen mutuamente; de seguir fomentando, en definitiva, la paranoia de la violencia machista y de la guerra de sexos. Como consecuencia se acentuará el deterioro emocional de las personas, cuyos traumas, trastornos y psicopatías seguirán supurando profusamente junto con su inevitable corolario de más suicidios, más droga, más alcohol, más consumo de antidepresivos y antipsicóticos, más violencia, más divorcios, más sexo fuera del matrimonio, más asesinatos, más hijos bastardos y más violaciones.

Dicen los ideólogos expertos en feminismo y en felicidad mundana que la mujer está desprotegida frente al macho. Es verdad, la mujer está desprotegida, pero no ante el macho, sino ante ella misma, ante sus desquiciados egos. La mujer occidental ha aceptado sin rechistar la imposición cultural de la modernidad, que ha acabado por destruirlas, por lo que ya apenas hay decencia, ni pudor, ni vergüenza, ni honor, ni modestia, ni humildad, ni aprecio por la verdad y la belleza, ni inclinación hacia la sabiduría ancestral, ni anhelo espiritual en pos del desenvolvimiento de las luminarias eternas que en los corazones habitan aguardando a ser descubiertas. Ya nada de eso existe, ni en las mujeres ni en los hombres, pues ellos andan en lo mismo: empeñados en autodestruirse, empecinados en vivir la vida apasionadamente, feliz y desahogadamente. ¿Pero qué cojones es eso de vivir apasionadamente? ¿Follar, viajar, fiestas, tomar café con los amigos, deportes extremos, “sofá, manta y película”, explorar otras identidades sexuales para ver si son más emocionantes que el sexo que nos asignó la biología, la fitrah, la naturaleza?

El hombre occidental moderno está enfermo terminal… y lo peor está por venir.

Para perpetuarse el sistema necesita sangre, muerte y sacrificios humanos cruentos en el altar de sus dioses-demonios; el sistema necesita para mantenerse y perfeccionarse atentados de falsa bandera como el 11S, el 11M y el 7J. Para no declinar el sistema necesita guerras, invasiones como la de Iraq, donde occidente mató a más de un millón de seres humanos. El sistema necesita el mal para vivir, necesita la sangre, los trastornos, el trauma y la psicopatía de los inocentes, de los niños, de los ancianos, de las mujeres y de los hombres.

decadencia.png

¡Allahu Akbar!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s