¡Freya, sana a tus hijas!

Sólo hay una forma de salir de este desbarajuste cósmico en el que anda sumido el ser humano. Una única opción tenemos, la última oportunidad ya de enmendar el desvarío de eones vagando en la oscuridad del funesto y fatal extravío del olvido y alejamiento de nuestra auténtica naturaleza –luminosa y radiante-; un extravío que no conduce, sino a las profundísimas simas de la autodestrucción final y definitiva.

Una ultima oportunidad… una última oportunidad para que la mujer sane sus heridas y retorne amorosamente a su madre -la mujer primigenia-, la matriz sagrada sostenedora de la vida.

Cuando la mujer sane, toda sanará, y el universo volverá a resonar en perfecta paz y armonía.

¡Freya, sana a tus hijas!

Freya, mi reina.

Volva, mi encantadora hechicera (que transmuta el mal en bien).

Mardoll, dueña de los mares.

Vanadis, espíritu puro.

Gefjon, la de generosidad desbordante.

Horn, resplandeciente luz.

Menglada, la joya de la felicidad genuina.

*

¡Freya, sana a tus hijas! (VIDEO)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s