Es el fin de todo, pero estamos contentos con la paguita.

Es el fin de todo, la humanidad está siendo extirpada a golpe de amenaza vírica fantasma, distanciamiento social y empeñones del miedo a morir de una simple gripe. El ganado humano ama vivir, a toda costa, y en las condiciones que sean; el caso es vivir, mantener el holograma del cuerpo activo de modo que la fantasmagórica identificación del “yo soy” siga vigente y no se disuelva en la irrealidad de su propia nada. Lo importante es que estamos vivos, que podemos comer, que podemos tocarnos los huevos y que hay esperanza, así que obedezcamos al gobierno para poder salir cuanto antes de este claustrofóbico callejón confinatorio. Si nos protegemos a nosotros mismos, en casa, protegemos a los otros. Así reza el patético hombre moderno. ¡Gilipollas!

Por el bien de todos el gobierno mequetrefe español ha paralizado a toda la nación, inmovilizando y matando su economía, pues la consigna de los amos de los políticos, de cualquier sesgo, es la de destruir para poder construir un nuevo mundo, una nueva normalidad, un nuevo ordenamiento de las piezas sobrantes tras la gran purga de los “prescindibles”. Ahora se ve la luz al final del túnel, eso dice el doctor muerte en sus alocuciones televisivas diarias, pues la curva se está aplanando. ¡Lo estamos consiguiendo gracias a la comprensión, solidaridad y resistencia de  todos los ciudadanos! ¡Ya queda menos para volver a la fiesta del becerro!

Pero el becerro, desde la declaración formal de hecatombe sanitaria por parte de la OMS, se ha quedado mudo y no dice ni “muuuuuu”, y su destellante oro enfila la caja de los usureros. El oropel de la fiesta y las diversiones precoronavíricas, labradas en el sudor del trabajo duro, se han evaporado para siempre; ahora simplemente les soltarán un poco la cuerda para que vayan tomando contacto con la nueva normalidad impuesta que se les avecina.

Las paguitas de supervivencia a cambio de obedecer y de vacunarse están a la vuelta de la esquina. Para inicios del 2021 empezará la primera fase de descartes mediante la inoculación de la muerte vía venosa. El uso del bozal será obligatorio –en la calle y en casa-, ya que eso garantizará la debilitación del sistema inmune al verse obligados a respirar su propio aliento,  con la consiguiente mayor efectividad fatal de las vacunas. Para el 2022 el dinero será virtual, es decir, cada ciudadano dispondrá de una cartera de puntos de ciudadanía que podrá canjear por comida basura, agua y luz. No existirá la propiedad privada. Se distribuirán las viviendas en función de las necesidades coyunturales. El asueto del ocio desconscienciado será intramuros y online; las fiestas y diversiones sociales callejeras estarán prohibidas. Los bares abrirán previa cita, albergando un máximo de dos ciudadanos y un mínimo de uno.

alarma1

“1984” – Lean el libro o vean la película (si la encuentran) para saber de qué se trata todo este embrollo vírico confinatorio.

En 2023 la guerra nuclear hará una limpieza exhaustiva. En 2024 los supervivientes de las hambrunas serán transhumanizados, es decir, conectados a Eskainet, una inteligencia artificial centralizada con sede en Israel, el nuevo polo hegemónico del poder mundial tras el hundimiento de los bloques enfrentados en la gran guerra: EEUU/EUROPA/ALIADOS versus RUSIA/CHINA/ALIADOS.

Finalmente, tras varios años de feliz reinado del anticristo se retirará el velo del holograma de esta existencia condicionada, se establecerá la balanza de la Verdad y cada cual se unirá a su igual, en las luces o en las sombras.

FIN DE REPORTE

Firmado: los amigos infiltrados de Kim Jong-un en occidente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s