Ella se desprendió de sí misma

Ella se desprendió del fardo

De las engañosas apariencias,

Y se adentró en el foco alumbrador

De un deslumbrante e infinito espacio;

Ella desgarró el velo impostado

De lo que creía ser,

Y nació a lo que realmente, desde siempre, fue;

Ella se precipitó sobre la madeja de la enredadera

De su enredada vida,

Y quedó desmadejada, absolutamente rota, deshecha

Y sin puntos de referencia;

Ella se vio a sí misma tras el velo de la apariencia,

Y quedó perpleja –absorta en la belleza;

Ella se olvidó de volver a la seguridad y al calor

De su antiguo hogar,

Y se estableció en el nevado de la desolación

Del hastío de su noble espíritu,

En espera de que Su amado reclame para sí su agua

Y ambos queden fundidos, para siempre,

En un inexpresable y eterno abrazo.

-despojosdeoccidente

COMENTARIO:

Un canto al amor que trata de las incursiones en las profundidades de esta intrincada existencia que ahora declina. El tiempo y sus accidentes encierra una joya resplandeciente para los amantes, pues cuanto peor, mejor; cuanto mayor es la distancia, mayor es el anhelo; cuanto mayor es la oscuridad, mayor es la luz de los desvelos; cuanto mayor es el dolor, mayor es el gozo por la certeza de la no separación; cuantos más demonios acechantes nos asalten a nosotros, sus fieles enamorados, mayores son los deleites de saberse unidos a Ella, desde un tiempo que no conoce principio.

nevado1

Dedicado a Ella

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s