El auge de los robots sexuales.

El artículo de hoy es ofrecido gracias a la aportación dineraria de nuestro seguidor Pablo, el cual nos pide que hablemos acerca  del perturbador hecho de que, durante la pandemia del bicho fantasma, los fabricantes de muñecos-robots sexuales han disparado su valor de mercado en la bolsa de valores, según un reciente estudio auspiciado por el régimen español.

Tras agradecer a Pablo su aportación económica a la causa de seguir siendo humanos, esto es lo que tenemos que decir al respecto:

Los robots sexuales están de moda, y las emprendedoras mentes que invirtieron en dicha posibilidad de negocio, gracias a la incipiente tecnología I+D+I desarrollada, están de enhorabuena. La gente se decanta, cada vez más, por el sexo robótico frente al sexo carnal tradicional, según un reciente estudio avalado y financiado por el gobierno del terror. ¿A qué se debe esta anómala anomalía, que además de anómala resulta altamente perturbadora?

Se debe, básicamente, a que estamos viviendo el fin de los tiempos desplegados sobre la Tortilla Terráquea, debido a la autodestrucción final a la que está abocado el ser humano por su alejamiento de la fitrah –la naturaleza que nos es propia. Dicha causa raíz, que está enraizada en todos los males que azotan al hombre moderno –ateo y hedonista-, se reviste de especificidades, como es, por ejemplo, el gusto por follar con robots en lugar de con humanos. Podemos apuntar a varias causas, derivadas de la causa fundamental que hemos mencionado –el alejamiento de la fitrah.

Pepe es un feliz usuario de Carmen, su robot sexual. Hace tres años que Pepe enviudó, y afirma que gracias a Carmen ha podido superar el duelo – “Le debo la vida”.

CAUSA 1. Por un lado tenemos el confinamiento severo al que los gobiernos leguleyos del deep state han sometido a todo el mundo, con vistas a preparar la traumatizada psique del ganado humano para la aceptación ciega de la nueva normalidad de control total y de reducción poblacional mediante las vacunas asesinas. El confinamiento ha hecho que muchos solteros y solteras se decanten por comprar robots para encularlos, embocarlos y envaginarlos, en vista del panorama confinatorio y la imposibilidad de darle al fornicio con tu pareja habitual, o con putas, en su defecto.

CAUSA 2. El estudio revela que las ventas de robots sexuales se producen por igual entre solteros (hombres o mujeres) y entre parejas formalizadas, lo cual nos lleva a preguntarnos: ¿a qué se debe esto? Esto se debe a que las parejas optan por permitir dichos juguetes para poner coto a las expectativas de infidelidad siempre subyacente en los matrimonios o parejas estables. De esta forma, cuando a ella le duele la cabeza, o el coño, él puede distraerse con una bella robot de vertiginosas formas femeninas, sumisa en todo a los deseos de su amo, aunque esos deseos incluyan darle azotes mientras la penetra. Y ellas, igualmente, si ellos están faltos de apetito amatorio, pueden activar su juguete y dejarse envergar por la verga de su robot favorito, el cual nunca flaquea y siempre la tiene dura, y además basta con apretar un botón para regular su tamaño, grosor e intensidad percutidora, por lo que el divertimento crece exponencialmente y de manera desmedida.

CAUSA 3. Finalmente, la causa del éxito de los robos sexuales es que cumplen también un rol social en las decadentes sociedades occidentales, pues nos permiten socializar en una época tan triste como la actual, donde los sanos valores de la amistad y del amor verdadero han desaparecido. Si tienes una pareja estable puedes poner a tus muñecos-androides en los asientos de atrás del coche, como si no fueran robots, sino buenos amigos. Y si eres soltero puedes viajar igualmente con ellos, como si no fueran robots, sino tu pareja estable, o simplemente unas folla-amigas con las que te vas de vacaciones.

Según los expertos, el futuro de los robots sexuales es muy prometedor.

Evidentemente, este desparrame psico-social-afectivo tiene sólo cabida allí donde no está presente el escudo protector de la educación en los sanos valores de la Vía Revelada, siendo el Islam su final update, o bien porque nunca estuvo presente o bien porque estuvo presente y fue desechado, como ocurre hoy en día en la podrida España. Las personas adheridas a una cosmovisión trascendente de la existencia jamás incurrirán en la deshumanización, aún a costa de no disfrutar de los placeres efímeros e insustanciales que el mundo moderno nos ofrece.

Ello implica que sólo los verdaderos hombres, esto es, los musulmanes –los que han pacificado su espíritu y se han entregado en cuerpo y alma a su Señor- están en condiciones de poder lidiar como es debido con los estragos del cierre del presente ciclo histórico catalizado por el Covid19 –el virus fantasma-, el cual no existe, sino que responde a una trama de la casta parasitaria para demoler el actual insostenible mundo de deuda infinita y de burbujas del bienestar, para sustituirlo por un mundo mejor y felizmente sostenible –para unos pocos. En concreto, para los que sobrevivan a la gran purga de las vacunas asesinas -que serán obligatorias-, de las hambrunas, de los ataques zombi y, finalmente, de la gran guerra, que será nuclear y breve.

Sin embargo, toda esa abominación desoladora a los hombres de Dios le es indiferente, y jamás incurrirán en la desesperación, en la práctica del sexo con robots y en la obediencia ciega a los designios del gobierno terrorista.

Sevilla, Al Ándalus – 10 Julio, 2020 – el año de la bestia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s