El amor es mi camino y mi fe.

Mi corazón se ha convertido

En el receptáculo de todas las formas:

Es pasto para las gacelas

Y es ermita para el ermitaño;

Es un altar para los ídolos

Y es la ka’ba de los peregrinos;

Es la tabla de la Toráh

Y son los pliegos del Corán.

Mi camino es ese amor.

Donde quiera que sus monturas me lleven,

Ese amor es mi camino y mi fe.

-Ibn Arabi (adaptado al español por despojosdeoccidente)

Comentario:

Se trata de un célebre, es decir, famosísimo, poema del más grande de los maestros, el Shaij al-Akbar, Ibn Arabi, nacido en Murcia, vivido en Sevilla y morido, o muerto, en Damasco, todo ello para gloria del Islam y esplendor supremo de aquello en lo que se convierten los hombres, cuando viven y mueren como verdaderos seres humanos, y no como humanos degradados, o sea, como ateos, hedonistas, maricones orgullosos de serlo, demócratas, covidiotas  y demás malas hierbas.

El significado deslumbrante de este poema es inversamente proporcional al significado que de él infieren los sabios del mundo moderno, los adeptos a la espiritualidad new-age y los niñatos influencers. Todos esos pobrecillos deducen, de tan manido y famoso poema, que “el amor es amor, da igual entre quien”, de modo que da igual la forma que revista el amor: amor gay, amor al arte degenerado, amor a amazon, amor a netfilx, amor incestuoso, amor a la mujer de tu vecino, amor…

Empero, o pero, lo que el maestro quiere decir es que el amor, que es su camino y su fe, es lo que queda cuando no queda nada, esto es, cuando el ”yo” ha sido aniquilado. Cuando eso pasa, entonces el corazón se vuelve como el espacio y es capaz de albergar, o abarcar, todas las formas, sin estar en las formas.

Estas cosas ya no se entienden porque estamos viviendo el fin de los tiempos y el ser humano se encuentra en estado de decrepitud intelectual, moral y espiritual. Por esa razón, la hecatombe es inminente. La vacuna anti-covid es solo uno de los medios que la bestia usará para levantar su reino de iniquidad, tras derruir la vieja normalidad. Además han de esperar: una mini guerra nuclear, una falsa invasión alien, enfermedades X, mutaciones extrañas y maléficas del bicho, pasaporte sanitario para poder salir a la calle, exterminio de los negacionistas, vida 100% online.

El fin del mundo está siendo, va a ser, decadente en grado sumo. Pero nosotros, no obstante, lo estamos disfrutando. Va ser divertido cuando se devoren unos a otros, mientras aquí, desde nuestra atalaya privilegiada en la cima de todas las luces, impasiblemente todo lo contemplamos.

Hemos escrito esto a modo de pasatiempo, sin otra finalidad que pasar el tiempo, y no para que nadie se vaya a beneficiar de la sabiduría del maestro.

amor1

DEDICADO A ELLA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s