HASTA EL CIELO NO PARAMOS.

Ya hemos dicho que la agenda covid19 va de despoblar el planeta mediante la inoculación  masiva de la sustancia equis y la transhumanización de los 500 millones de sobrevivientes a la pócima y a otras calamidades programadas –apocalipsis zombi de los inoculados, apagón energético, guerra nuclear, emergencia climática y falsa invasión de los ET’s.

El remanente transhumanizado será confinado, chipeado y conectado a la nube del Metaverso, donde vivirán felizmente todas las fantasías y perversiones íntimas que más deseen, a la carta, en espera de que caduque su tiempo asignado de vida por la I.A. y el cuerpo biológico sea reciclado y convertido en “soma” –la comida sintética con la que el sistema alimentará a los meta-ciudadanos.

Después, tras varios años de felicidad metavérsica, el velo de la trama existencial será descorrido, el paraíso será acercado a los justos y el infierno cercará a los malhechores que tramaron la iniquidad del covid19 y del Metaverso, donde arderán para siempre junto con todos los sellados por la sustancia inmunda que llaman “vacuna”.

Estamos viviendo el fin de los tiempos, pero, o empero, cuando esta realidad impepinable es recordada y arrojada al plano consciente de los inconscientes inoculados, solo obtenemos sornas, risas y desprecios, aduciéndonos que gracias a la vacuna esto va a volver a lo de antes, pronto, cuando todos entren en razón y se presten a contaminar su sangre con el brebaje. Y en los foros de los despiertos negacionistas negadores del bicho tampoco obtenemos respuesta edificante alguna cuando recordamos que estamos viviendo el fin de los siglos, y todo lo que nos dicen es que no aportamos nada y que lo vemos todo negro porque tenemos mala “vibra”.

Con la  “vibra” alta, media o baja, los que no se sometan a la bestia y no sean bautizados en el ritual iniciático satánico del bautismo negro de la vacuna, serán estigmatizados, primero; luego, apartados en campos de cuarentena; y aluego serán exterminados. El futuro para los bautizados y sellados por la bestia tampoco será muy halagüeño, pues como ya hemos dicho serán transhumanizados, confinados y conectados al Metaverso, a la espera de que caduquen y el sistema los recicle en comida para los meta-ciudadanos.

Cuando el ser humano se olvida del Creador, el Creador se olvida de Su criatura, por lo que ésta queda expuesta al influjo del maligno, cuyo único propósito es erradicar cualquier vestigio de la imagen de Dios en la Tierra, lo cual pretende lograr matando a cualquiera que quiera vivir sanamente y acordemente a la fitrah –la naturaleza que nos es propia, y opacando la consciencia de los que prefieran ser sellados por la bestia antes que morir en Dios, mediante la suplantación de la creación de Allah por una impostura metavérsica, o sea, irreal. La razón de esto es que la contemplación de la creación nos impele a la reflexión meditativa, y ésta nos impele al agradecimiento, y éste nos impele al amor, y el amor nos impele a trascender lo creado, fundiéndonos así con el Amado en el fuego del amor de Dios, omnmipresente, omnipenetrante y eterno.

Por eso el hacinamiento del ganado humano en las plomizas ciudades de hormigón y asfalto, donde la mala vibra y el ambiente imperante inhibe la contemplación de la belleza natural de lo simple. Y por eso la contaminación cultural “woke” (LGTB, feminismo, materialismo, relativismo moral, hedonismo) para velar la consciencia, así como la proliferación de artefactos electrónicos enajenantes que nos apartan de la realidad y nos sumergen en la virtualidad.

Estamos en la fase final de la trama existencial, a punto de vencer ya el plazo dado a la bestia para servir de prueba en la balanza de la justicia divina, que pronto llega, para separar la cizaña de la buena cosecha.

*

(1) ¡Por el cielo y sus torreones! (2) ¡Por el Día anunciado! (3) ¡Por el que atestigua y lo que se atestigua! (4) ¡Malditos sean los que excavaron la fosa, (5) el fuego que encendieron y su combustible! (6) Cuando estaban sentados ante ella, (7) y eran testigos de lo que hacían con los creyentes. (8) Su odio hacia ellos no se debía, sino a que creían en Allah –el Poderoso, el Alabado, (9) Aquel a Quien pertenece el dominio de los Cielos y de la Tierra. Allah está presente y nada se esconde a Su conocimiento. (10) Que sepan los que atormenten a los creyentes y a las creyentes, y luego no se vuelvan arrepentidos, que tendrán el castigo de yahannam, tendrán el castigo del hariq. (11) En cambio, para los que crean y actúen con rectitud habrá jardines por los que fluirán ríos. Esa es la gran victoria. (12) Sabe que la virulencia de tu Señor es devastadora. (13) Es Él Quien origina y Quien devuelve a su inicio (14) –el Perdonador, el Amoroso, (15) el Controlador del Sublime Arsh. (16) Él que Actúa Según Su Voluntad. (17) ¿Te ha llegado la historia de cómo acabó la gente armada (18) de Firaun y los Zamud? (19) Los encubridores viven en una mentira. (20) Allah los tiene sitiados. (21) Es un Qur-an sublime (22) contenido en una Tabla Protegida que guarda todos los registros –Lauh Mahfudh.

CORÁN, SURA 85.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s