Un paso necesario hacia la manifestación y empoderamiento mundial del anticristo.

La OMS celebrará su reunión anual, la 75ª Asamblea Mundial de la Salud, del 22 al 28 de mayo en Ginebra (Suiza), con la asistencia de delegados de al menos 194 países. Es durante esta Asamblea cuando los miembros votarán las enmiendas que darán a la Organización Mundial de la Salud más soberanía, control y autoridad legal. Si se aprueban estas enmiendas, la OMS obtendrá la facultad de declarar una emergencia sanitaria internacional, sustituyendo a los gobiernos nacionales.

Esto significa que las naciones renunciarán a su soberanía y a su derecho a controlar su propia asistencia sanitaria, entregando esta autoridad a una organización internacional afiliada a las Naciones Unidas y dirigida por tiranos como el Dr. Tedros.

FUENTE: ejercitoremanente.com

COMENTARIO:

La gente sigue su vida normal simiesca en la nueva normalidad pandémica, consistente en que la pandemia de Covid-19 ha menguado gracias a las vacunas asesinas, pero sigue estando presente en el subconsciente colectivo el trauma del encierro, por lo que no hay que bajar la guardia ante las mutaciones covidianas, los linajes y los sub-linajes de omicron (ya van por la BA 2.1 2.1) y las dañinas estelas de las secuelas de creer que ya todo ha pasado, por lo que se puede disfrutar de la vida de manera desconscienciada y sin miramientos en lo que respecta a la trascendencia del alma, en la cual el ganado humano no cree, especialmente el ganado humano occidental.

Empero, como vemos en el texto que se cita arriba en el encabezado de este posteo, el deep state no descansa nunca y en breve la organización satánica OMS aprobará la concesión de la autoridad sanitaria por parte de los estados nacionales, para pasar a ser regidos todos ellos según los protocolos, ahora sí obligatorios, de dicha entidad sanitaria globalista y demoniaca. Esto quiere decir que habrá otra pandemia, cuando acabe la guerra y Rusia se empodere en Ucrania a final del año 2022, con vistas a seguir apretando las tuercas a los imbéciles que se creen el Covid, de modo que nada impedirá la aceleración de la despoblación planetaria vía vacunas y vía inmovilidad traumatizante catalizadora de suicidios en masa.

Ya hemos dicho que estamos viviendo el fin de los tiempos, manque le pese a todos esos gilipollas que viven como si nada pasara y siguen comprando, vendiendo, festejando, follando, indagando nuevas identidades LGTB, contando chistes, etc, mientras la raposa les encima la yugular.

La gran mayoría de los hombres-simios que pueblan la Torta Terrestre son prescindibles en la nueva era de IA y robots trabajadores, razón por la cual van a ser eliminados, quedando el resto confinados de por vida y al albur de una vida vivida metavérsicamente, esto es, virtualmente, esto es, en la irrealidad del metaverso que la bestia proyectará en sus chipeadas y hackeadas mentes. Y todo ello por el bien del planeta, que ha de ser salvo de las emisiones de CO2 de los 7 mil millones de especímenes humanos que actualmente respiran y que son el sobrante a descartar.

En vista de este panorama desolador, lo que aconsejamos es dejar de perder el tiempo en asuntos mundanos temporales y concentrarse en aquello que eleva la consciencia hasta la estación de la trascendencia pura en eternidad, bajo la luz de la visión apabullante de los fulgores desvelados de Layla tras el esclarecimiento de la mente embotada por la idea de “yo”,

Si así se procede, cuando la luz venga a reclamar para sí todos los dominios, no quedaremos cegados por el deslumbramiento de su resplandor majestuoso, y podremos gozar de la hecatombe apocalíptica mientras los agonizantes terminan de agonizar y de comerse entre ellos.

FIN.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s