Como salir del aturdimiento de un yo ensimismado y perplejo, según expertos.

Las horas de zazen (meditación sentada) avanzan.

La somnolencia aún no ha llegado.

Cada vez soy más consciente

De los bosques de montaña

Como siendo buenos aliados de los esfuerzos

En el camino hacia la Otra Orilla.

Los sonidos del arroyo del valle penetran en los oídos,

La luz de la luna se adentra en los ojos.

Fuera de esto,

Ni un solo instante más de pensamientos erráticos.

-DOGEN-

Adaptado al español por despojosdeoccidente

COMENTARIO:

Seguimos hoy, Dios mediante, con otro aporte maravilloso de la sabiduría eterna que entreteje las joyas ocultas de la verdad desvelada por los hijos del linaje susurrado en el desvelamiento del yo y su inmersión en las infenecibles luces que el yo constriñe.

El maestro nos está hablando acerca de cómo hay que pensar para que el pensamiento no ofusque la consciencia y quede opacada, taponando así el sol y cubriéndolo todo de tinieblas,  dudas y temores.

La única forma de pensamiento sano y fértil es el pensar sin pensar, de modo que cualquier cosa que se asome a la consciencia brille por su luz, y no por lo que aparenta. El sonido del arroyo de agua fresca penetra en el oído sin necesidad de un oidor; la luz de la luna se adentra en el ojo sin necesidad de un veedor; el pensamiento acerca de esto o aquello recorre la mente sin necesidad de un pensador; la acción es ejecutada sin necesidad de un actor. Todo ocurre en una contemplación atemporal, espontánea y lúcida.

La maestría de este arte nos eleva a la estación de la trascendencia pura en la visión de las luces desbordadas de Layla –la mujer primigenia, y nos preña de un gozo indeleble más allá de causas y condiciones.

En vistas a la salvación del alma en la Otra Vida, tras el descorrimiento del velo del apocalipsis con sus consiguientes estragos fatídicos, es necesario cultivar la luz para que cuando venga la luz no extrañe a la luz en nosotros, y se produzca así el feliz reconocimiento en la unidad de lo igual con lo igual.

Empero, los que desechen este conocimiento sagrado y sigan actuando como si no pasara nada, absolutamente ajenos al fin de los tiempos, están abocados al canibalismo para poder prolongar la agonía un poco más, siendo el castigo post-mortem incomparablemente peor, ya que al haber vivido y morido a ciegas, a ciegas renacerán.

FIN.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s